Guerra y Paz

autor

Moeh Atitar de la Fuente

Periodista, fotógrafo y blogger. Más sobre el autor.

  • February 2009
    M T W T F S S
    « Jan   Mar »
     1
    2345678
    9101112131415
    16171819202122
    232425262728  
  • Buscar

  • CATEGORÍAS


  • ARCHIVO





  • ADMINISTRACIÓN

  • Twitter

Archive for February 12th, 2009

Ataúdes con banderas

Thursday, February 12th, 2009

La decisión de prohibir las fotografías de ataúdes con las banderas no fue una decisión de la administración Bush. La censura provenía de la era Clinton, si bien fue la pasada administración la que la llevo casi a raja tabla: en las instalaciones militares no se podían tomar fotografías de los feretros. Se intentaba que no llegar a la opinión pública la percepción de que en la guerra había muchos muertos. Es distinto ver un ataúd con la bandera en un pueblo de Utah que ver muchos de ellos puestos en fila. Divide y venceras. Divide, y evitas un efecto Vietnam, cuando los telediarios y la prensa se nutieron de imágenes con los ataúdes.

Durante la guerra de Irak ha habido desde luego infracciones y filtraciones a la prensa. El caso más sonado sucedió en 2004 cuando la contratista Tami Silicio envío unas fotografías al The Seatle Times. Las instantáneas habían sido tomadas en la panza de un avión estacionado en una base kuwaití. Silicio fue evidentemente despedidaPero el Pentágono se vió obligado a pasarle a la prensa imágenes, por la presión fundamental de una organización llamada The Memory Hole

Cinco años más tarde, el secretario de Defensa, Robert Gates — mantenido en el puesto por la administración Obama — ha asegurado que EE UU  va a revisar la política medíatica — censura — sobre las víctimas.

Ganadores inciertos, perdedor seguro, en un país ingobernable

Thursday, February 12th, 2009

“Probablemente sólo existe un Estado en el mundo en el que nada más cerrarse las urnas ya se habla de las siguientes elecciones. Anticipadas. Es el caso de Israel”, escribe J.M. Muñoz en Un país ingobernable, que es un repaso a la configuración política de Israel. 12 formaciones políticas se reparten los 120 diputados. Un panaroma político más que fragmentado.

No hay nada claro con los resultados puestos encima de la mesa (el voto militar puede hacer que la derecha Likud empate con Kadima), salvo en un punto en el que todos los analistas coinciden, con el ascenso de los ultras: Lieberman, un racista antiárabe que llega a proponer lanzar bombas atómicas sobre Gaza, y que rechaza cualquier proceso con los palestinos en el que se incluya “paz por territoriso”. La campaña a este especimen se la hicieron Livni, Barak y Olmert en el matón ataque a Gaza. Ha sido su formación la que más redito ha sacado, y la que puede tener una llave decisiva para la formación de un gobierno.

Si Lieberman parece que probado el sabor de la victoria, la almendra amarga es siempre para los mismos: los perdedores de las elecciones vuelven a ser los palestinos.