Guerra y Paz

autor

Moeh Atitar de la Fuente

Periodista, fotógrafo y blogger. Más sobre el autor.

  • January 2008
    M T W T F S S
    « Dec   Feb »
     123456
    78910111213
    14151617181920
    21222324252627
    28293031  
  • Buscar

  • CATEGORÍAS


  • ARCHIVO





  • ADMINISTRACIÓN

  • Twitter

Cincuenta años del Explorer I

Moeh Atitar de la Fuente - Thursday 31 de January de 2008

No fue el primero. Al Explorer le ganó por pocos meses el Sputnik, primero un satélite, luego con la perra Leica. Los soviéticos ganaban la primera batalla espacial de la Guerra Fría. La respuesta estadounidense, el lanzamiento de su primer satélite, se precipitó sin duda. Había que estar. Por eso en diciembre lanzaron el Vanguard, que no llegó a ningún lado.

El programa espacial estadounidense solo fue posible en los primeros años gracias a un hombre, Wernher Magnus Maximilian Freiherr von Braun, un ingeniero alemán que no solo estuvo al servicio de los nazis, sino que formó parte de la SS. Von Braun, además, había dado a Hitler el primer misil balístico de la historia – V-2 – con el que se bombardeó entre otras ciudades Londres o Amberes.

Al terminar la guerra, soviéticos y estadounidense se lanzaron a la caza de este hombre y su equipo, no para corgarlo de la horca como otros nazis, sino para que desarrollará sus conocimientos. Ganaron la batalla los EE UU, y Von Braun y los científicos imprescindibles fueron perdonados. El resto, los que nada podían ofrecer, fueron juzgados.

Volviendo al Explorer I, los tres responsables del proyecto (Wernher von Braun, responsable máximo; William H. Pickering, director del laboratorio donde se construyó el satélite; y James A. Van Allen, el científico reamente responsable del Explorer I), mostraron a la prensa la fotografía de este icono, que iba a ser la respuesta al bip-bip del Sputnik, y de los ladridos de la perra Laica a bordo del Sputnik 2.

La Guerra Fría en el espacio había comenzado. Aún ni siquiera existía la NASA – que se iba a poner en marcha en julio de 1958 – y EE UU fue a remolque de la URSS hasta que logró poner a unos hombres en la luna. La batalla por el espacio, era la batalla por controlar el mundo desde arriba, pero también una batalla propagandística para demostrar la superioridad de un lado del mundo frente al otro.

En NYT encontramos un gráfico sobre este primer satélite estadounidense, y un repaso a estos 50 años de la conquista del espacio. En i-space, una historia del Explorer I. La NASA muestra una interesante galería de los hitos de estos 50 años en el espacio.

Comments are closed.